Los 5 Lugares Arqueológicos más Misteriosos del Mundo

Seguramente existen Zonas Arqueológicas que ni si quiera han sido descubiertas por el hombre, sin embargo, hay algunas otras, que aunque ya fueron halladas, poco se sabe de ellas.

Al grado de desconocer el origen de estas Zonas Arqueológicas o su motivo de construcción, aunque varias de ellas podrían parecer un tanto sencillas, aunque otras son enormes y con un sin fin de leyendas a su alrededor.

5 Extrañas Zonas arqueológicas en el Mundo

Número 5 Newgrange en Irlanda

Esta es una enorme tumba construida alrededor del año 3100 a. De c., esto lo hace 500 años más antiguo que la gran Pirámide de Guiza de Egipto; cuenta con un largo pasillo que llega a una cámara funeraria interior.

Está tan perfectamente alineada que cada año durante el solsticio de invierno, todo el interior queda iluminado por la luz del Sol. Las preguntas son ¿por qué se construyó? Y ¿cómo pudieron los constructores lograr tal exactitud?

Esta extraña zona arqueolñogica permaneció perdido durante más de 4000 años debido a una disminución del montículo hasta que en el siglo XVII fue descubierto por gente que buscaba piedras para la construcción.

Al parecer Newgrange se usó como una tumba; Newgrange está orientado astronómicamente: cada año, en la mañana del solsticio de invierno, la luz del sol penetra en el pasaje e ilumina el suelo de la cámara durante 17 minutos.

Zona Arqueológica
Newgrange, Zona Arqueológica

Número 4 Los Móais de Rapa en la isla de Pascua, Chile

Estas son casi 900 estatuas gigantescas de 9 metros de altura y 70 toneladas cada una aproximadamente, mismas que datan de entre 1250 y 1500 d. De C. Actualmente existen 394 en condiciones perfectas.

Todo indica que la cantera fue abandonada repentinamente y quedaron estatuas a medio labrar en la roca; el significado de los Moáis es aún incierto, pero hay varias teorías.

La más común de ellas es que las estatuas fueron talladas por los habitantes polinesios de la isla, entre los siglos IX y XVI, como representaciones de antepasados difuntos, de manera que proyectaran su mana, es decir, su poder sobrenatural sobre sus descendientes.

Debían situarse sobre las plataformas ceremoniales con los rostros hacia el interior de la isla, excepto siete que señalizan el solsticio de invierno.

Número 3 La Puerta Mágica en Roma

Esta puerta está ubicada en la Plaza Vittorio; según dice la leyenda, el marqués romano Massimiliano Palombara, a principios de 1600 para ser exactos, consiguió la fórmula para convertir el metal en oro mediante un alquimista.

Hizo que la fórmula la tallaran en la puerta de su hogar, misma que se conserva hasta el día de hoy. Se trata de un portal con inscripciones y símbolos indescifrables.

El hombre desapareció pero dejó un pequeño recuerdo: unos copos de oro y un papel donde había diferentes inscripciones con formas geométricas donde supuestamente compartía la fórmula mágica para crear oro.

Pasaron cuatro siglos y todavía nadie logra encontrar la respuesta pero la puerta sigue ahí, detenida en el tiempo, luciendo un mensaje críptico que la vuelve incomprensible y como tal, completamente deseable.

Las Zonas Arqueológicas más Misteriosas del Mundo

Número 2 Las Líneas de Nazca en Perú

En medio del desierto aparecieron dibujos gigantes de más de 180 metros de largo en Perú. Aunque nadie sabe lo que significan, se les adjudican a las culturas indígenas antiguas de la región, concretamente la cultura nazca.

Estas extrañas figuras datan de entre 200 años a. De C. Y 700 años d. De C. Técnicamente las líneas de nazca tienen una desviación pequeña; probablemente, los nazcas usaron cuerdas para no desviarse en el trazo de las cerca de mil rectas, algunas de varios kilómetros de largo…

Dibujaron cerca de 800 figuras de animales mediante la traslación de modelos realizados a escala a grandes cuadrículas hechas con estacas y cordeles. Aunque pueden ser vistas parcialmente desde las colinas próximas, lo extraño es que realmente ellos no pudieron verlas nunca desde arriba… ¿o tal vez sí?

Número 1 Stonehenge en Reino Unido

Esta extraña construcción es un círculo de piedras y es sumamente famoso en el mundo. A pesar de que data desde 2 mil 500 años antes de Cristo, no se sabe quién lo construyó ni para que era.

Sin embargo, se supone que se utilizaba como un templo religioso, monumento funerario o tal vez como un observatorio astronómico que servía para predecir las estaciones.

De hecho, en el Solsticio de Verano, el Sol sale justo atravesando el eje de la construcción, lo que hace suponer que los constructores tenían avanzados conocimientos de astronomía.

El mismo día, el Sol se ocultaba atravesando el eje de Woodheange, lugar donde se han encontrado un sin fin de huesos de animales y objetos que evidencían que probablemente se celebraban grandes rituales, tal vez al anochecer.

Stonehenge es sin lugar a dudas un extraño extraño lugar arqueológico.

Recent Posts